Suertes de profesionales ahí afuera

Las docentes e investigadoras de nuestra Facultad, Claudia Voras y Nélida Perona, dialogaron con Rosario|12 sobre su investigación acerca de la “Trayectoria laboral y desempeño profesional de graduados universitarios recientes”, con foco en las cuatro carreras de grado que se dictan en nuestra Facultad. Los invitamos a leer la nota publicada en este diario el pasado sábado 5 de marzo.

Sobre 500 encuestas a egresados entre 1999 y 2009 de las cuatro carreras de la Facultad de Ciencia Política de la UNR dos docentes indagan sobre esas trayectorias, su formación académica y su relación con el mundo del trabajo.

El proyecto de investigación que se inició en el año 2010 actualmente se desarrolla sobre la etapa cualitativa, con el objetivo de indagar acerca de las trayectorias de los graduados y la formación académica y su relación con el mundo del trabajo.

La propuesta abordó la situación de las carreras no tradicionales (Ciencia Política, Comunicación Social, Relaciones Internacionales y Trabajo Social), considerando los aspectos socio-demográficos y los vinculados con la inserción laboral. El calificativo de “no tradicionales” refiere a carreras cuya aparición y expansión como oferta académica son más recientes. “Esta condición de no tradicionales dejaba también un gris respecto de la inserción laboral; es decir, un abogado se sabe más o menos el ámbito laboral en que se ubica, un politólogo o un comunicador tiene un horizonte un poco más ecléctico que hace que no se defina muy bien su horizonte laboral. Un comunicador en general se lo asocia al periodismo, pero cuando vas a las experiencias, esa realidad dista bastante de la primera idea”, explicó Voras, profesora y secretaria de Posgrado de la UNR.

“El inicio de este proyecto nos llevó un año de armado previo para lograr una base de datos de los últimos 10 años. Actualizar esa información y localizar a los graduados de esos años fue complejo porque aquel egresado que no mantiene un vínculo con la Universidad, una vez recibido se pierde su ubicación profesional. Sólo nos quedamos con el contacto del ex estudiante”, comentó Perona.

Según explicaron las investigadoras, “los graduados recientes son aquellos que obtuvieron su título entre 1999 y 2009. El período seleccionado permite reconstruir diversas trayectorias en cuanto a su desarrollo, incluyendo graduados que están transitando el período inicial de su inserción laboral y/o profesional como licenciados y aquellos que habrían realizado un recorrido más prolongado. Así también este recorte temporal comprende diferentes condiciones contextuales, especialmente las del mercado laboral”.

Como directora del proyecto, Nélida Perona recordó que llegaron a relevar un universo de algo más de 1.400 graduados de esos años, pero la información analizada se obtuvo a partir de la aplicación de una encuesta por cuestionario que sólo respondieron unos 500 egresados de las cuatro carreras que se cursan en la Facultad de Ciencia Política. “Tratamos de contactarlos vía mail, por teléfono y hasta personalmente. De las cuatro carreras, Trabajo Social es la que muestra una inserción ocupacional menos diversificada”, especificó la profesora universitaria.

La primera etapa de la investigación indagó acerca de la valoración que los egresados hacen de la relación de correspondencia entre su ocupación y su formación. La escala utilizada fue alta, mediana, baja y nula; y cómo éstas categorías representarían dos grandes conjuntos que podrían denominarse de correspondencia profesionalizante (las dos primeras) y correspondencia desprofesionalizante (baja y nula) para referir a la realización de tareas más o menos vinculadas con el perfil profesional.

En el análisis que el equipo de investigación tiene planteado, se considera que la inserción en el mundo del trabajo implica un proceso más que un momento. “El enfoque es el de trayectorias como resultado de la presencia y combinación de diversos factores: formación recibida, espacios relacionales, del mercado laboral, entre otros”, explicó Voras, y agregó: “Las investigaciones, que desde distintos campos disciplinares de las ciencias sociales se han realizado desde una perspectiva de análisis basada en la interpretación de la vida laboral de los egresados, muestran que el enfoque centrado en ‘trayectorias laborales’ pareciera el recurso analítico y metodológico más pertinente para dar testimonio de ello”.

-¿Existen datos que permitan vincular el camino del egresado para construir una tendencia de la trayectoria laboral?

N.P.: No hay en la facultad, ni en la Universidad un relevamiento preciso ni estudio sistemático sobre los graduados, sobre dónde trabajan. De alguna manera, eso genera una preocupación profesional, sobre todo cuando se discuten cambios en los planes de estudio. En esos casos este tipo de información puede ser un insumo para el análisis global.

-¿Teniendo en cuenta la importancia de esta información, está proyectado extender la investigación a otras facultades?

C.V.: Este es un proyecto que si se lo piensa en función de otras facultades ameritaría un programa de la Universidad, un programa de seguimiento de graduados de la UNR. Lo que implica recursos económicos importantes, y tiene que ser pensado como una política interna de toda la Universidad. Y a nivel país hay muy pocas experiencias en ese sentido.

Por Rodrigo López Sclauzero
Fuente y fotografía: Rosario/12