Presentación de la Asignatura

Con el retorno de la democracia se consideró necesario pensar un cambio curricular que ayudara a formar un profesional comprometido con su tiempo y que dispusiera de los saberes necesarios para pensar, reflexionar y actuar sobre lo político en sus múltiples facetas.
La Profesora Sonia Bengoechea , titular de la cátedra en ese momento, aportó los lineamientos generales y la formación del equipo docente que iba a tener a su cargo tamaño desafío.
La idea central no era reproducir una cátedra tradicional de Epistemología, sino avanzar sobre fundamentos teóricos y metodológicos de las ciencias sociales.
En ese momento estaba presente la distinción entre Filosofía de la Ciencia y Epistemología que refería a las distintas tradiciones que indagaban y reflexionaban acerca de la construcción de teorías, de las formulaciones teóricas y sus implicancias metodológicas.
A lo largo de estos años se fue reestructurando la materia y hoy tenemos un programa que nos introduce en el conocimiento científico y en las particularidades que el mismo asume en el campo de las ciencias sociales.
El objetivo primero, que es leer en clave epistemológica a los sociólogos clásicos, nos permitió introducir las diferencias entre ciencias naturales y sociales y trabajar sobre las dificultades que las últimas han tenido para ser reconocidas legítimamente como disciplinas científicas.
A partir de allí adoptamos una posición clásica para introducir los problemas científicos y la producción de teorías en particular en las ciencias sociales.
Las lecturas de la Escuela Anglosajona, con una clara opción por un modelo de ciencia, permiten iniciar una discusión intelectual respecto a las condiciones de cientificidad que deben considerarse.
La Escuela Francesa racionalista, constructivista y rupturista habilita la discusión acerca de prenociones, sentido común, construcción del objeto, función del intelectual, saber, verdad y poder. Aún perteneciendo algunos de sus integrantes a disciplinas que pueden considerarse como ciencias duras, exponen sus argumentos de una manera amplia y formulan una concepción de ciencia y teoría que involucra también las condiciones sociohistóricas de producción.
La Escuela Alemana, con la teoría crítica frankfurtiana, es un elemento de estudio incorporado recientemente. Consideramos que el rol de la teoría, el análisis del conocimiento, de su producción, y la relación entre ciencia, técnica e ideología no podían dejar de estar presentes en los materiales de formación de un estudiante de cualquier carrera de ciencias sociales.
El punto final implica un momento de reflexión y análisis, teniendo en cuenta aspectos centrales que atañen a la teoría y a la construcción de conocimiento.
Esperamos que la sistematización de los textos que la cátedra ha publicado, las sugerencias de lectura y los trabajos prácticos planteados y finalmente ésta opción en la Página Web de la Facultad, sean de utilidad para transitar una materia compleja, con criterios conflictivos, que apunta a instalar algunos temas, algunos nudos problemáticos y fundamentalmente a introducirlos en el mundo de la investigación a partir de considerar el compromiso con ciertos valores y la relación existente entre teoría y sociedad.
Lic. Cristina Inés Wheeler

Esta entrada fue publicada en Cátedra. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *